Aún no has entrado [entrar] [registrar]
Inicio > Boletines >

Número 33. Sábado, 06 de septiembre de 2008

Don Francisco de Quevedo. Del optimismo

Un optimista es el que cree que todo tiene arreglo. Un pesimista es el que piensa lo mismo, pero sabe que nadie va a intentarlo.

Jaume Perich (1941-1995) Humorista español.

******

Contenidos

  1. Don Francisco de Quevedo y Villegas
  2. Las frases más enviadas de julio y agosto
  3. Publicidad
  4. Del optimismo
  5. Sacar a uno de sus casillas *
  6. Suscripción a los boletines
  7. Publicidad

Don Francisco de Quevedo y Villegas

Francisco de Quevedo y VillegasEscritor español del Siglo de Oro. Si bien es conocido por sus poesía satírica, Quevedo cultivó también la prosa y escribió sobre los más diversos temas y con infinidad de tonalidades. Además, como escribiría José Hierro en el prólogo de Sueños y discursos: Su dominio de la lengua castellana es asombroso.

Nació en Madrid, el 14 de septiembre de 1580, en el seno de una familia de la aristocracia cortesana. Obtuvo el bachiller en Artes y Filosofía y estudió Teología.

Sus primeros poemas publicados aparecen recogidos en la antología Flores de los Poetas Ilustres de España de Pedro de Espinosa en 1603.

De 1603 a 1613 mantuvo una gran actividad literaria, tanto en poesía como en prosa. Escribió su única novela La vida del buscón llamado Don Pablos (1603), cuatros Sueños (narraciones cortas donde critica de forma satírica diversas costumbres, oficios y personajes populares de su época) y diversas sátiras; obras de erudición bíblica, de investigación histórica y lingüística, y de teoría y prácticas políticas. También escribió infinidad de poemas.

En 1613 marchó a Sicilia, donde se dedicó a la actividad diplomática y política a las órdenes del Duque de Osuna. En 1620 éste perdió el favor del Rey y Quevedo fue encarcelado varias veces. Desde entonces se dedicó a las letras sin cesar su actividad política.

Entre 1620 y 1639 se dedicó al estudio y a la actividad literaria en el pueblo de La Torre de Juan Abad, volviendo a Madrid en algunas ocasiones.

En 1639 fue encarcelado, acusado de una trama conspiratoria internacional. Las condiciones del encarcelamiento fueron duras y crueles y al salir, en 1643, su salud estaba bastante deteriorada. Tras un año en Madrid, volvió a la Torre de Juan Abad, donde moriría el 8 de septiembre de 1645.

De su obra poética se conservan casi un millar de poemas que nunca se preocupó en editar. Después de su muerte se publicaron 2 volúmenes: Parnaso español (1648) compilado por su amigo José González de Salas y Las tres musas (1670) compilado por su sobrino Pedro Aldrete Quevedo y Villegas.

Selección de poemas

Amor constante más allá de la muerte

Cerrar podrá mis ojos la postrera
sombra que me llevare el blanco día,
y podrá desatar esta alma mía
hora a su afán ansioso lisonjera;

mas no, de esotra parte, en la ribera,
dejará la memoria, en donde ardía:
nadar sabe mi llama la agua fría,
y perder el respeto a ley severa.

Alma a quien todo un dios prisión ha sido,
venas que humor a tanto fuego han dado,
medulas que han gloriosamente ardido:

su cuerpo dejará no su cuidado;
serán ceniza, mas tendrá sentido;
polvo serán, mas polvo enamorado.

Definiendo el amor

Es hielo abrasador, es fuego helado,
es herida que duele y no se siente,
es un soñado bien, un mal presente,
es un breve descanso muy cansado.

Es un descuido que nos da cuidado,
un cobarde con nombre de valiente,
un andar solitario entre la gente,
un amar solamente ser amado.

Es una libertad encarcelada,
que dura hasta el postrero parasismo,
enfermedad que crece si es curada.

Éste es el niño Amor, éste es tu abismo:
mirad cuál amistad tendrá con nada
el que en todo es contrario de sí mismo.

¡Ah de la vida ...¿Nadie me responde?

¡Ah de la vida!" ... ¿Nadie me responde?
¡Aquí de los antaños que he vivido!
La Fortuna mis tiempos ha mordido;
las Horas mi locura las esconde.

¡Que sin poder saber cómo ni adónde,
la salud y la edad se hayan huido!
Falta la vida, asiste lo vivido,
y no hay calamidad que no me ronde.

Ayer se fue; mañana no ha llegado;
hoy se está yendo sin parar un punto;
soy un fue, y un será y un es cansado.

En el hoy y mañana y ayer, junto
pañales y mortaja, y he quedado
presentes sucesiones de difunto.

Miré los muros de la patria mía...

Miré los muros de la patria mía,
si un tiempo fuertes, ya desmoronados,
de la carrera de la edad cansados,
por quien caduca ya su valentía.

Salíme al campo: vi que el sol bebía
los arroyos del yelo desatados,
y del monte quejosos los ganados,
que con sombras hurtó su luz al día.

Entré en mi casa; vi que, amancillada,
de mi anciana habitación era despojos;
mi báculo, más corvo y menos fuerte;

vencida de la edad sentí mi espada.
Y no hallé cosa en qué poner los ojos
que no fuese recuerdo de la muerte.

Don Dinero

Poderoso caballero
es don Dinero.

Madre, yo al oro me humillo,
él es mi amante y mi amado,
pues de puro enamorado
de continuo anda amarillo;
que pues, doblón o sencillo,
hace todo cuanto quiero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Nace en las Indias honrado
donde el mundo le acompaña;
viene a morir en España
y es en Génova enterrado;
y pues quien le trae al lado
es hermoso aunque sea fiero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Es galán y es como un oro;
tiene quebrado el color,
persona de gran valor,
tan cristiano como moro;
pues que da y quita el decoro
y quebranta cualquier fuero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Son sus padres principales,
y es de noble descendiente,
porque en las venas de oriente
todas las sangres son reales;
y pues es quien hace iguales
al duque y al ganadero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Mas ¿a quién no maravilla
ver en su gloria sin tasa
que es lo menos de su casa
doña Blanca de Castilla?
Pero pues da al bajo silla,
y al cobarde hace guerrero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Sus escudos de armas nobles
son siempre tan principales,
que sin sus escudos reales
no hay escudos de armas dobles;
y pues a los mismos robles
da codicia su minero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Por importar en los tratos
y dar tan buenos consejos,
en las casas de los viejos
gatos le guardan de gatos;
y pues él rompe recatos
y ablanda al jüez más severo,
poderoso caballero
es don Dinero.

Y es tanta su majestad,
aunque son sus duelos hartos,
que con haberle hecho cuartos,
no pierde su autoridad;
pero, pues da calidad
al noble y al pordiosero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Nunca vi damas ingratas
a su gusto y afición,
que a las caras de un doblón
hacen sus caras baratas;
y pues hace las bravatas
desde una bolsa de cuero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Más valen en cualquier tierra
mirad si es harto sagaz,
sus escudos en la paz,
que rodelas en la guerra;
y pues al pobre le entierra
y hace propio al forastero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Selección de frases

La envidia va tan flaca y amarilla porque muerde y no come.

» Más frases sobre: Envidia

Enviar frase

******

El amor es fe y no ciencia.

» Más frases sobre: Amor

Enviar frase

******

Nadie ofrece tanto como el que no va a cumplir.

» Más frases sobre: Promesa

Enviar frase

******

No es sabio el que sabe donde está el tesoro, sino el que trabaja y lo saca.

» Más frases sobre: Sabio

Enviar frase

******

Si haces bien para que te lo agradezcan, mercader eres, no bienhechor; codicioso, no caritativo.

» Más frases sobre: Bondad

Enviar frase

******

No es dichoso aquél a quien la fortuna no puede dar más, sino aquel a quien no puede quitar nada.

» Más frases sobre: Fortuna

Enviar frase

******

Los que de corazón se quieren sólo con el corazón se hablan.

» Más frases sobre: Corazón

Enviar frase

******

La posesión de la salud es como la de la hacienda, que se goza gastándola, y si no se gasta, no se goza. 

» Más frases sobre: Salud

Enviar frase

******

Donde hay poca justicia es un peligro tener razón.

» Más frases sobre: Justicia

Enviar frase

******

No se debe mostrar la verdad desnuda, sino en camisa.

» Más frases sobre: Verdad

Enviar frase

******

Muchos son los buenos, si se da crédito a los testigos; pocos, si se toma declaración a su conciencia.

» Más frases sobre: Bondad

Enviar frase

******

Por nuestra codicia lo mucho es poco; por nuestra necesidad lo poco es mucho.

» Más frases sobre: Necesidad

Enviar frase

******

Todos los que parecen estúpidos, lo son y, además también lo son la mitad de los que no lo parecen.

» Más frases sobre: Estupidez

Enviar frase

******

El ánimo que piensa en lo que puede temer, empieza a temer en lo que puede pensar.

» Más frases sobre: Temor

Enviar frase

******

Ruin arquitecto es la soberbia; los cimientos pone en lo alto y las tejas en los cimientos.

» Más frases sobre: Soberbia

Enviar frase

******

El amigo ha de ser como la sangre, que acude luego a la herida sin esperar a que le llamen.

» Más frases sobre: Amigos

Enviar frase

******

Las palabras son como monedas, que una vale por muchas como muchas no valen por una.

» Más frases sobre: Palabras

Enviar frase

******

La hipocresía exterior, siendo pecado en lo moral, es grande virtud política.

» Más frases sobre: Hipocresía

Enviar frase

******

Fuentes

HIERRO, José. Prólogo. En: QUEVEDO, Francisco de. Sueños y discursos. 1a. ed. Madrid: Unidad Editorial, S.A., 1999.

CROSBY, James O.. Introducción. En: QUEVEDO, Francisco de. Poesía varia. 6a. ed. Madrid: Ediciones Cátedra, S.A. 1989.

Fundación Francisco de Quevedo. Vida y Obra. Disponible en: http://www.franciscodequevedo.org/productos.php?id=68. Fecha de consulta 30 de julio de 2008.

Más frases de Quevedo

Más información

Fundación Francisco de Quevedo
http://www.franciscodequevedo.org

Francisco de Quevedo en la Wikipedia
http://es.wikipedia.org/wiki/De_Quevedo

Portal dedicado a Francisco de Quevedo en la Universidad de Santiago de Compostela.
http://www.usc.es/~quevd/

Obras de Quevedo en la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes
http://www.cervantesvirtual.com/FichaAutor.html?Ref=6&idGrupo=Todo&PO=2&portal=0

Obras de Francisco de Quevedo en Wikisource
http://es.wikisource.org/wiki/Francisco_de_Quevedo

Las frases más enviadas de julio y agosto

Estas han sido las frases más enviadas por los usuarios de Proverbia durante los meses de julio y agosto de 2008.

Selección de frases

Vivir para los demás no es solamente una ley de deber, sino también una ley de felicidad.

Auguste Comte (1798-1857) Filósofo francés.

» Más frases sobre: Felicidad

Enviar frase

******

Coged las rosas mientras podáis
veloz el tiempo vuela.
La misma flor que hoy admiráis,
mañana estará muerta...

Walt Whitman (1819-1892) Poeta estadounidense.

» Más frases sobre: Presente

Enviar frase

******

¿Quieres dejar de pertenecer al número de los esclavos? Rompe tus cadenas y desecha de ti todo temor y todo despecho.

Epicteto de Frigia (55-135) Filósofo grecolatino.

» Más frases sobre: Esclavos

Enviar frase

******

Pueden prohibirme seguir mi camino, pueden intentar forzar mi voluntad. Pero no pueden impedirme que, en el fondo de mi alma, elija a una o a otra.

Henrik Johan Ibsen (1828-1906) Dramaturgo noruego.

» Más frases sobre: Elegir

Enviar frase

******

Aprendemos a amar no cuando encontramos a la persona perfecta, sino cuando llegamos a ver de manera perfecta a una persona imperfecta.

Sam Keen (1931-?) Escritor, profesor y filósofo americano.

» Más frases sobre: Amar

Enviar frase

******

Así como el ignorante está muerto antes de morir, el hombre de talento vive aun después de muerto.

Publio Siro (Siglo I AC-?) Poeta dramático romano.

» Más frases sobre: Talento

Enviar frase

******

Hay que juzgar los sentimientos por los actos, más que por las palabras.

George Sand (1804-1876) Escritora francesa.

» Más frases sobre: Sentimientos

Enviar frase

******

La memoria del corazón elimina los malos recuerdos y magnifica los buenos, y gracias a ese artificio, logramos sobrellevar el pasado.

Gabriel García Márquez (1927-2014) Escritor colombiano.

» Más frases sobre: Pasado

Enviar frase

******

Nuestro ánimo se inclina a confiar en aquellos a quienes no conocemos por esta razón: porque todavía no nos han traicionado.

Samuel Johnson (1709-1784) Escritor inglés.

» Más frases sobre: Confianza

Enviar frase

******

El fracaso es una gran oportunidad para empezar otra vez con más inteligencia.

Henry Ford (1863-1947) Industrial estadounidense.

» Más frases sobre: Fracaso

Enviar frase

******

Si comienza uno con certezas, terminará con dudas; mas si se acepta empezar con dudas, llegará a terminar con certezas.

Sir Francis Bacon (1561-1626) Filósofo y estadista británico.

» Más frases sobre: Duda

Enviar frase

******

Por severo que sea un padre juzgando a su hijo, nunca es tan severo como un hijo juzgando a su padre.

Enrique Jardiel Poncela (1901-1952) Escritor español.

» Más frases sobre: Padres

Enviar frase

******

Lo mejor que podemos hacer en favor de quienes nos aman es seguir siendo felices.

Alain (1868-1951) Filósofo y ensayista francés.

» Más frases sobre: Felicidad

Enviar frase

******

Aunque viajemos por todo el mundo para encontrar la belleza, debemos llevarla con nosotros para poder encontrarla.

Emerson (1803-1882) Poeta y pensador estadounidense.

» Más frases sobre: Belleza

Enviar frase

******

La sonrisa cuesta menos que la electricidad y da más luz.

Proverbio escocés

» Más frases sobre: Sonrisa

Enviar frase

******

Publicidad

Del optimismo

Según el Diccionario el optimismo es la propensión a ver y juzgar las cosas en su aspecto más favorable.

Pero la realidad es la que es, y que pensemos mal o bien no la va a cambiar.

Aunque, por otra parte, una actitud positiva frente a un problema ayudará más a su solución, ya que al abordarlo actuaremos con mayor convicción al creer en su posible resolución.

A continuación os presentamos una selección de citas sobre el optimismo.

Selección de frases

El pesimista se queja del viento; el optimista espera que cambie; el realista ajusta las velas.

William George Ward (1812-1882) Escritor y teólogo inglés.

Enviar frase

******

Un pesimista es un optimista con experiencia.

François Truffaut (1932-1984) Director y actor francés.

Enviar frase

******

Un optimista ve una oportunidad en toda calamidad, un pesimista ve una calamidad en toda oportunidad.

Winston Churchill (1874-1965) Político británico.

Enviar frase

******

Optimista es el que os mira a los ojos, pesimista, el que os mira a los pies.

Gilbert Keith Chesterton (1874-1936) Escritor británico.

Enviar frase

******

No soy pesimista. Soy un optimista bien informado.

Antonio Gala (1930-?) Dramaturgo, poeta y novelista español.

Enviar frase

******

El optimista cree en los demás y el pesimista sólo cree en sí mismo.

Gilbert Keith Chesterton (1874-1936) Escritor británico.

Enviar frase

******

Un optimista es el que cree que todo tiene arreglo. Un pesimista es el que piensa lo mismo, pero sabe que nadie va a intentarlo.

Jaume Perich (1941-1995) Humorista español.

Enviar frase

******

Por muy larga que sea la tormenta, el sol siempre vuelve a brillar entre las nubes.

Khalil Gibran (1883-1931) Ensayista, novelista y poeta libanés.

Enviar frase

******

El pesimismo conduce a la debilidad; el optimismo al poder.

William James (1842-1910) Psicólogo y filósofo estadounidense.

Enviar frase

******

La razón de que todos seamos tan amigos de pensar bien de los demás, es que todos tememos por nosotros mismos. La base del optimismo es simplemente el miedo.

Oscar Wilde (1854-1900) Dramaturgo y novelista irlandés.

Enviar frase

******

El optimista proclama que vivimos en el mejor de los mundos posibles; el pesimista teme que sea cierto.

James Branch Cabell (1879-1958) Escritor americano.

Enviar frase

******

Más frases

Sacar a uno de sus casillas *

Según el Diccionario, significa “cambiar su método de vida” e “irritarlo, hacerle perder la paciencia”.

Cejador, en su Fraseología (tomo 1.º, págs. 282-83), dice que esta expresión “parece tomada del ajedrez” y alude a las casillas de este juego. El mismo origen asigna a la frase salir de sus casillas cuando , después de citar a Alexio Venegas en su Agonía del tránsito de la muerte: “Suya sería la culpa si saliese de sus casillas a campo raso con el contrario”, añade, entre paréntesis: “en el ajedrez”.

Yo creo, frente a Cejador, que el sacar a uno de sus casillas proviene, no del ajedrez, sino del juego de las tablas reales, juego de tablero muy semejante al chaquete.

Correas y Covarrubias citan la expresión que comentamos, pero sin explicar su procedencia. Donde a mi juicio, se explica ésta es en el Diccionario de Autoridades (1726-39).

Según esta obra, casa es “en el juego del ajedrez y de las damas, cualquiera de los cuadros (o escaques) en que está dividido el tablero”. Y “en el juego de las tablas reales, se llaman así unos semicírculos que están cortados en la misma madera a los dos lados del tablero, en donde se van colocando las piezas para ocupar las casas según las suertes de los dados”.

Pero, según esta misma obra, la palabra casillas sea aplicaba exclusivamente a las casa en el juego de tablas reales y la frase en cuestión parece ligada a este juego, no a otros. Dice así el referido Diccionario de Autoridades: “Casillas. En el juego de tablas reales es lo mismo que casa. Sacarle a uno de sus casillas. Inquietarle, hacerle perder la paciencia”.

Aparte de esto, la expresión sacar a otro de sus casillas se acomoda mucho mejor al juego de tablas reales -donde las casillas son huecos semicirculares en los que se alojan las piezas- que al juego del ajedrez, donde el tablero es liso.

*Este texto ha sido extraído del libro El porqué de los dichos, de José María Iribarren. ISBN: 84-663-0670-6. Editorial Suma de letras S. L. Edición de mayo de 2002. http://www.puntodelectura.com

Suscripción a los boletines

Suscripción

En Proverbia.net enviamos dos boletines electrónicos: La frase del día y El boletín mensual (éste que está leyendo).

Para suscribirse a ellos debe registrarse como usuario de Proverbia a través de nuestra página de registro y activar el envío de los boletines que desee.

Cancelar suscripción

Para cancelar su suscripción acceda a sus preferencias de usuario y desactive la casilla del boletín que no desee recibir.

Contactar con Proverbia

Para contactar con Proverbia.net no responda a este correo. Utilice nuestro formulario de contacto.

Publicidad

Compartir: Facebook  delicious  yahoo meneame